Gleisi Hoffmann: Lula es el plan A, B y C del PT

En entrevista exclusiva a Fórum, la nueva presidente del PT habló, entre otros asuntos, sobre la experiencia de ser la primera mujer a presidir la leyenda y sobre sus planos, en...

194 0

En entrevista exclusiva a Fórum, la nueva presidente del PT habló, entre otros asuntos, sobre la experiencia de ser la primera mujer a presidir la leyenda y sobre sus planos, en esa coyuntura política, a la frente de aquel que es el más grande partido de izquierda de América Latina. La prioridad es clara: sacar Temer de la presidencia, convocar elecciones directas y elegir Lula presidente. 

Por Ivan Longo / Tradución por Priscila Buares 

En el medio del torbellino de denuncias que sacuden el Planalto, el Congreso, las instituciones y la clase política, la senadora Gleisi Hoffmann (PT-PR) asumió, en el 6º Congreso Nacional del Partido de los Trabajadores, en el último sábado (3), la presidencia nacional de la leyenda. Gleisi es la primera mujer a presidir PT, considerado el más grande partido de izquierda de América Latina, con más de 1 millón y medio de afiliados, de acuerdo con dados del TSE.

En entrevista exclusiva a Fórum, la nueva presidente del PT habló sobre la experiencia de ser la primera mujer a asumir el cargo y, entre otros análisis, dijo creer que, con las actuales denuncias de corrupción sobre inúmeros partidos y, principalmente, la base del gobierno y el propio presidente, las personas están teniendo consciencia “de lo que realmente pasa el Brasil”.

Los movimientos vienen creciendo y la sociedad brasileña está concientizándose sobre lo que pasa el país. Entonces, aunque sufrimos derrotas en el parlamento, en la opinión pública e en la conciencia política estamos avanzando. Es una cuestión de tiempo para el parlamento reflexionar esos avances y también la presión popular”, afirmó.

De acuerdo con la petista, el partido demostró, en el último congreso, una unidad política y táctica pocas veces vista con relación a lo que hacer en esa coyuntura política. El entendimiento común dentro de la leyenda, de acuerdo con Gleisi, es muy objetivo: sacar Temer de la presidencia, parar las reformas del gobierno, convocar una constituyente soberana, elecciones directas y, por supuesto, elegir Lula como presidente de la República.

Lee la entrevista en su totalidad.

Fórum – Usted se tornó, el domingo, la primera mujer a asumir la presidencia nacional del Partido de los Trabajadores. ¿Qué caminos llevaron PT, considerando la importancia de ser el más grande partido de izquierda de América Latina, a elegir, en ese momento, una mujer para la presidencia y cuáles serán los reflejos de eso?

Gleisi Hoffmann – En realidad, entre los grandes partidos, PT es pionero en tener una mujer en la presidencia. Y eso es resultado de la lucha que PT tiene con relación a cuestiones de género en la sociedad. Somos el primer partido que instituyó las cuotas para las direcciones partidarias. Empezamos con 30%, y en ese 6º Congreso aprobamos la paridad. O sea, por lo menos 50% de los cargos del partido han que ser rellenados por mujeres. PT fue pionero en eso. Y eso dio condiciones para que hiciéramos un grupo femenino más grande en los cargos electivos, en el Congreso, en muchas asambleas e cámaras municipales. PT también fue el primer partido que eligió una mujer como alcalde y como presidente de la República. El partido tiene una historia de compromiso con las mujeres y, por supuesto, mi elección es fruto de esa caminata del partido.

No tenemos otro partido grande que sea presidido por una mujer. PT demuestra, con mi elección y con la aprobación de la paridad en los cargos partidarios, el compromiso con la lucha de género y empoderamiento político de las mujeres.

Para mí es un gran desafío presidir PT, el más grande partido de izquierda de América Latina, un partido con historia, enraizamiento social y presencia nacional. Es un desafío y quiero dividirlo con mis compañeros, pero, principalmente, con mis compañeras.

Fórum – Hace algunos años, de forma aún más intensa después del impeachment de la ex presidente Dilma, PT sufrió innúmeras derrotas, tanto en el Parlamento cuanto en las calles. Muchos critican que el modelo de movilización de la propia izquierda en Brasil ya está agotado y necesita ser renovado. ¿Lo que piensa sobre eso y lo que pretende hacer mientras presidente del PT?

Gleisi – La movilización de la sociedad puede ser hecha de diversas formas. Redes sociales, manifestaciones por vehículos de comunicación… pero jamás va a tener una que sustituya la movilización de las calles. Esa es fundamental. No creo que sea una forma superada. El pueblo en la calle siempre es una de las formas más directas de ejercer la democracia, la voz popular en presión de sus representantes. Y la izquierda brasileña, el PT, junto con los demás partidos y los movimientos sociales, ven en una acumulación de fuerzas desde el proceso del impeachment.

Tuvimos una derrota muy grande. Diría que la democracia brasileña fue derrotada. Pero la izquierda, la centro-izquierda también, al retirarse un presidente que era de un partido de izquierda y legítimamente elegido.

Pero las movimentaciones vienen creciendo y la sociedad brasileña está concientizándose sobre lo que pasa el país. Entonces, aunque suframos derrotas en el Parlamento, en la opinión pública y en la conciencia política estamos avanzando. Ahí es una cuestión de tiempo para el Parlamento reflexionar esos avances y también la presión popular. Creo que una prueba de eso fue la votación que tuvimos esa semana en la Comisión de Asuntos Económicos de Senado sobre la reforma laboral. Fueron 14 votos a favor y 11 votos contra. Fue un marcador apretado. Incluso, la base del gobierno tuvo que hacer cambios de parlamentarios en la comisión para garantizar la presencia y la mayoría. El Parlamento ya está sintiendo la presión de las calles, lo que la sociedad brasileña está pensando. Eso es muy importante. Es fruto de las movilizaciones, de la organización de los movimientos de la propia izquierda. No tengo dudas de que estamos avanzando y reuniendo fuerzas.

Fórum – ¿Lo que juzga ser más urgente hacer, como presidente nacional, en este nuevo ciclo del partido que se inicia con su elección?

Gleisi – Tuvimos una victoria muy importante que fue nuestro 6º Congreso Nacional, un congreso con una fuerte base de unidad política. Hace mucho un partido no tenía una unidad política y táctica tan grande con relación a lo que hacer en ese momento, con la coyuntura que estamos viviendo. Salimos unificados con la intención de sacar Temer de la presidencia, tener elección directa para sustituirlo, no aceptar el colegio electoral, no pasar las reformas contra el pueblo y construir la convocación de una Constituyente soberana. Eso nos da el rumbo que necesitamos hacer. A través de esa unidad política es que el partido va a organizarse.

PT hoy, aunque tenga sufrido todas las críticas, la desconstrucción, la casada por la media, es el partido entre los grandes que se pone de pie, que tiene un programa a ofrecer para la sociedad, una alternativa para salir de la crisis y un programa de gobierno. Es el partido que tiene el liderazgo de más grande expresión popular y que está en frente en todas las encuestas electorales para la disputa de la presidencia de Brasil. Ese es nuestro desafío Construir esa caminata de radicalizar la democracia brasileña con elecciones directas y preparar la candidatura del presidente Lula.

Fórum – Muchos de los que se alejaron del PT, o aun, un ala crítica entre los propios petistas, analizan que el partido tenga, a lo largo de los años, se alejado, de sus bases. ¿Lo que piensa y lo que pretende hacer con respecto de eso?

Gleisi – No veo esa distancia con las bases. Vi un 6º Congreso como resultado de una movilización partidaria, con más de 300 mil personas que fueron a las urnas del partido elegir los delegados para encuentros nacionales. Un encuentro de alto nivel, con gran debate político. Veo el Partido de los Trabajadores en las calles al lado de los movimientos sociales, sindicatos, radicalizando en la defensa de los derechos de la población brasileña, contra la Reforma Laboral, contra la Reforma de la Seguridad… Si hubo un alejamiento político del PT, principalmente en la época en que fuimos gobierno, en que la relación con los movimientos se quedó más institucionalizada, veo que ahora PT está vivenciando el día a día de los movimientos sociales, las luchas populares y esta cerca de sus bases. Y continuamos haciendo eso. Radicalizando cada vez más en ese acercamiento.

Fórum – Buena parte de los problemas enfrentados por PT en la Justicia, sino la mayoría, tiene origen en la financiación irregular de campaña. ¿Lo que pretende cambiar en la presidencia del partido en relación a eso?

Gleisi – Ya hicimos un cambio, incluso, legal: no hay más financiación de empresa privada en campaña. Eso es muy importante. PT ya hizo, como otros partidos, esa última elección, en esos términos. Creo que eso resuelve gran parte de los problemas. Lo que tenemos ahora es que aprobar la reforma política y reglamentarla mejor. Porque no basta sólo la prohibición de financiación por empresa privada, pero también tenemos que establecer un límite de gastos de campaña. Hoy, el límite fijado por la legislación es muy alto. Lo que ocurre es que si no tuviéramos campañas más baratas, van a elegirse las personas más ricas, que tengan más dinero. Eso es un problema. Tenemos que luchar para que tengamos límite de gastos de campaña electoral y luchar para abaratarse los costes, hay que tener campañas más simples, de charla con el pueblo, menos cinematográficas… Creo que, con eso, conseguimos mejorar mucho.

Fórum – Con todo desgaste sufrido en los últimos años por las denuncias y la narrativa de la media, PT fue asociado al estigma de partido más corrupto, al partido que “acabó con el país”, entre otras asociaciones negativas. ¿Cómo superar esa marca y re acercar la población que se aleja o que se ha alejado?

Gleisi – Es importante decir que tenemos varias nuevas filiaciones al PT. Tuvimos un público joven muy grande ahora en el 6º Congreso, de todas las regiones del Brasil. PT no ha parado de filiar. Pero tienes razón en decir que tuvimos un desgaste grande, porque tuvo una campaña sistemática. Cuando estalló esa cuestión de Lava Jato, PT fue vendido por los grandes medios de comunicación como partido más corrupto de Brasil, una organización criminosa. Además, el propio Aécio Neves hizo varios pronunciamientos en la tribuna del Senado diciendo que PT era una organización criminosa. Recuperar eso es una convicción junto a la opinión pública.

Pienso que el posicionamiento del PT, hoy, en relación a las reformas, en ser firme de enfrentar las denuncias, no esconderse, hacer el debate, demuestra que tenemos el coraje para enfrentar y que no hicimos nada equivocado. Equivocado a nivel de crimen. Creo que esa cuestión de financiación de campaña realmente fue mala para el partido. Quizá, en el pasado, hubiéramos tenido que afirmar más posición por la reforma política, por la reforma electoral. Creo que ahora tenemos condición de trabajar eso. Y el PT enfrentó, es eso que importa.

Las personas están viendo, después de todas esas denuncias que están cayendo sobre otros partidos, PMDB, PP, PSDB, que no era nada de aquel que la imprenta vendía. PT no era la organización más corrupta, una organización criminosa. Las personas están viendo ahora lo que está ocurriendo con otros partidos y, principalmente, como esos partidos están envueltos en el desvío de recursos públicos. PT no tuvo a nadie con enriquecimiento ilícito, no tuvo envío de dinero para el exterior, no tuvo maleta de dinero – cosas que estamos viendo en los otros partidos. Creo que la población empezó a tener una visión más crítica de aquellos que sólo criticaban el PT.

Fórum – Muchos dicen que PT se equivocó al no fortalecer más las dichas medias alternativas delante del corte mediático que viene sufriendo de la imprenta tradicional hace algún tiempo. ¿Lo que piensa sobre eso?

Gleisi – Por supuesto habíamos que tener dado más atención y tener trabajado más con lo que llamamos de media alternativa o alternativas de media. Eso no tengo dudas. Mi relación con la dicha gran media es una relación institucional, como es en el Senado. Ahora, tengo una relación más próxima, y voy a tener una relación aún más próxima, con esas alternativas de media, con los vehículos de comunicación que tienen una visión del proceso político diferenciada, mucho más próxima a la visión que tenemos.

Fórum – La posibilidad de una caída de Temer aun ese año calenta el debate sobre la convocatoria de elecciones directas o elecciones indirectas. ¿Cuál será la prioridad de PT? ¿Pensar en 2018 o en “Directas, ya”?

Gleisi – Primero es importante decir que Lula es nuestro candidato a la presidencia. Es el plan A, B y C de PT. Vamos a defenderlo y preparar su campaña. Ahora, en ese momento en que la coyuntura está en esa situación de crisis aguda con relación a la presidencia de la República y las instituciones, estamos fuertes en un movimiento unificado de las “Directas, ya”. Participamos, incluso, con la frente de partidos políticos que no tiene nuestra misma visión de candidatura a la presidencia, pero que también creen que la salida es por elecciones directas. Entonces, nuestra prioridad es elecciones directas, no participación en el colegio electoral, parar esas reformas que están desconstruyendo los derechos de los trabajadores y, por supuesto, la salida inmediata de Michel Temer.



No artigo

x